30 de junio de 2008

Lo políticamente correcto, suele ser lo inhumanamente absurdo (en borrador)

He seguido por los medios de comunicación y desde tiempo atrás el papel que ha desempeñado Marcelo Ebrard dentro del gobierno del Distrito Federal, no sólo ahora que es Jefe de Gobierno sino desde que era Secretario de Seguridad Pública con el Peje.

En el año de 2004, cuando fue lo de Tlahuac, donde tres policías perdieron la vida por un linchamiento de vecinos, no encontraba las razones necesarias para que fuera removido de su puesto, sobre todo por la forma como se habían dado los sucesos. En esa época la pugna Fox – AMLO estaba que ardía y AMLO había declarado que Marcelo no se iba a ir así el Presidente se lo pidiera, eso fue sin duda una provocación y pues por parte de Fox, hubiera sido raro que cupiera la prudencia, este no dudo en remover del puesto a Marcelo, sin embargo de ahí saltó a la Secretaría de Desarrollo Social, y siempre en mi opinión había sido un tipo sensato.

Todo mundo conoce las intenciones de Marcelo para el 2012, creo que sus aspiraciones son legítimas, he dicho varias veces que no estamos frente a un hombre formado por la izquierda, muy al contrario, es un político formado en las altas esferas del poder, a Ebrard le toco vivir el poder desde adentro, cuando la maquinaria priista era imparable; Marcelo no va a ser un hombre de izquierda, cuando su rúbrica esta plasmada en una publicación del Diario Oficial de la Federación que aprueba en diciembre de 1993, la entrada del TLC para enero del 1994, sin embargo la política es trivial, según decían, la lógica política era que después de que Salinas fuera presidente, Camacho Solís se sentaría en la silla y para el sexenio que gobernó Fox, Ebard hubiera sido el elegido por los grandes para ser Presidente de México. El cálculo salió mal y pues conocemos la historia trágica de 1994, Ebrard a pesar de ser un tecnócrata del closet, ya desligado del PRI logró ser diputado en el año de 1997 y es en esa legislatura donde se opone fuertemente a lo que fue el fraude más grande de la historia moderna de México, el Fobaproa, es a partir de ahí donde comienza a tener acercamientos con la izquierda, en el año 2000 se hace “carnal” del peje, y por maniobras políticas podríamos decir que hoy Ebard, así como otros cuantos, está en la antesala de la Presidencia de México.

Pues bien, el hecho de no tener una formación izquierdista, no se puede decir que Ebard no tenga cabida para abanderar un proyecto político social diferente al que ha venido gobernando a México durante años y que ha mantenido a este pueblo en la desigualdad. Repito, es legítimo que Ebrard quiera ser Presidente, la izquierda, corriente que lo tomaría como abanderado ha hecho duros señalamientos contra la simulación democrática que vive México de los cuales yo estoy de acuerdo, si Ebrard quiere realmente ser un personaje que transforme el entorno no puede ser parte de la simulación democrática, sin embargo, el defender lo indefendible y para ser más claro, su postura de defender a Joel Ortega y mantenerlo en el puesto ahora si que llueve, truene o relampaguee, después de los trágicos sucesos del 20 de junio, donde 12 personas perdieron la vida en un operativo policiaco, es un absurdo de palabras mayores y lo único que está demostrando es que Ebrard no representa a los intereses de millones de mexicanos que habitan el DF, sino representa a sus propios intereses, lo políticamente correcto, el aparentar fortaleza ante las crisis y tratar de amortiguar los errores políticos para que no peguen en la popularidad, es lo que tiene a los políticos en un total desprestigio ante la ciudadanía. Ebrard no tiene responsabilidad directa en el caso del News Divine, Joel Ortega si la tiene, y por lo tanto su cabeza como funcionario debería estar cortada desde el lunes siguiente a la tragedia, de Ebrard depende removerlo del puesto, si lo remueve habrá actuado sensatamente, si Ortega se queda, habrá actuado como actúa gran parte de nuestra clase política, a base de intereses personales.

Me es un tanto absurdo que le hayan echado gran parte de la culpa al comandante Guillermo Sayas, y lo peor que lo estén acusando por homicidio doloso, ¿a caso Sayas, iba con la intención de que murieran X número de personas en el operativo? Si fuera así, con más razón deberían proceder contra Ortega, porque al final de cuentas, él era el jefe de Sayas, la responsabilidad creo yo está dividida, y en esa división va Ortega, y si Ebrard no lo quita y se espera que posiblemente Calderón lo quite y de ahí sacar raja política, estaríamos hablando de que en el gobierno del Distrito Federal, no gobiernan personas diferentes, sino un cúmulo de personas que representan más de lo mismo. Bastaría con ver el dolor de la gente que perdió a sus familiares para pensar que tenemos a unos ineptos como policías, de Ebard depende convertirse en transformador del entorno o en un gran actor de esta simulada tragicomedia que se llama “democracia mexicana”. Ortega se tiene que ir.

23 de junio de 2008

16 de junio de 2008

Más si osare un extraño enemigo…

El tema de la reforma energética se está poniendo un tanto aburrido, lo vino a desbancar de la esfera mediática el tema del narcotráfico, los queveres de Santiago Creel con Edith Gonzáles y el tema de la escasez de alimentos, al final de cuentas el tema de la reforma energética y el de la escasez de alimentos generan espacios televisivos para ver a nuestro Presidente Calderón motivar a su rebaño, el pueblo de México. Calderón parece ser una cruza genética de Miguel Angel Cornejo y Vince Lombardi, anda así como motivador, trae los ánimos demasiado elevados, sigue con su patraña de país de que vamos viento en popa y todo lo ve como un reto, el que la gente no tenga para comer porque el precio del maíz y el frijol estará por las nueves, para él esto es una oportunidad de crecimiento y superación personal y piensa también que su reforma energética pasará así suavecita.

El pasado jueves 12 de junio asistí a un debate sobre la Reforma Energética que organizó la Universidad Nacional Autónoma de México, en el auditorio éramos un 99% por no querer decir el 100% de personas que estábamos en contra de la reforma, los ponentes eran 6, de los cuales 2 dijeron cual era la situación de PEMEX y hablaron sobre otras opciones de energía, sin meterse tanto en el rollo si la reforma era buena o mala, otros 3 estaban totalmente en contra de la reforma y 1 que estaba a favor y el cual era un senador del PAN, quedó totalmente desarmado por los argumentos que se dieron para no pasar la reforma calderonista.

Se dice que hay un sin número de personas que según se dicen expertas en el tema petrolero sin embargo no tienen ni idea, yo no me siento experto en ningún tema pero posiblemente si no tengo ni idea de la cuestión del petróleo, sin embargo hay una lógica que si la entiendo y bueno, soy fan de Carl Sagan maestro de la incredulidad, por qué creer las maravillas de la reforma calderonista y creer los mitos de que si no hay reforma energética este país se va al hoyo, cuando hemos visto ejemplos aberrantes de como se han dado las privatizaciones en México, (ustedes creen que el señor Slim esté preocupado por la crisis alimentaria).

La lógica que entiendo en torno a la reforma energética es muy sencilla, el petróleo en el mundo se está acabando, es muy curioso que en Brazil se hizo una reforma energética (de la cual el ingeniero Fernando Siqueira, que trabaja en Petrobras, él cual sí es experto en temas petroleros, ya recomendó a México que no la cague y que no apruebe esta reforma, ya que en Brazil los excedentes petroleros se los quedan una parte las trasnacionales y una parte el estado, cuando debería ser una totalidad el estado) y resulta que de buenas a primeras encontraron uno de los yacimientos de petróleo más grande del mundo , los gringos y los españoles, que casualmente son los que más tienen interés en que salga esta reforma, (no dude usted de su buena intención pooooor favoooor, como seremos mal pensados, ellos como van a tener interés en nuestro petróleo, cuando sus países no lo tienen) saben que en verdad hay un tesoro bajo el golfo de México, quizá, digo quizá, de pronto se aprueba la reforma y lo que está debajo del mar no resulta ser un tesoro sino una mina de oro que se puede convertir, como el yacimiento de brazil, en uno de los mas grandes del mundo.

Hay motivos de sobra par dudar de la reforma, en primera no hay negocio petrolero en el mundo que sea deficitario, si el negocio de la venta de crudo al exterior es negocio, imagínense lo que sería si México y cuando digo México me refiero al estado, crea los derivados del petróleo, es en esta razón donde todos los tecnócratas dicen que la iniciativa privada hace mejor las cosas que el estado, y que aparte el estado es corrupto por naturaleza, pues bueno, no está de más ver los impresionantes casos de corrupción que han tenido las petroleras privadas como Enro que por lo mismo desapareció y basta con poner en cualquier buscador la palabra halibourton y ver de que está hecha esta empresa. Bueno basta con poner en Google “Mouriño AND PEMEX” y ver de que están hechos nuestros funcionarios, que son los que nos piden, que apoyemos su reforma, y ya por último basta con poner en Google la palabra Repsol, y ver que esta empresa está quebrada y es la que quiere invertir en PEMEX, que según esta quebrada también, tal parece que estamos frente a Chaparrón Bonaparte y Lucas, personajes de Chespirito, esos que decían: Oye Chaparrón ¿Sabías que la gente sigue diciendo que tú y yo estamos locos? y el otro contestaba: no hagas caso Lucas.

En fin, en México el gobierno no se ha preocupado por construir una refinería en más de 25 años, con el argumento de que no alcanza el dinero, esto es lo más absurdo y ridículo que he escuchado, cuando a Romero de Champs, nadie le tocas sus privilegios sindicales. Lo insultante del caso, es que los gringos por la ambición del petróleo fueron e invadieron Irak, con México ni siquiera hace falta eso, nuestro gobierno por iniciativa propia y disfrazada de progreso, se lo quiere regalar.

La parte paranoica de mi lógica, es que simplemente Halibourton y la Repsol, metieron su lanita para que Felipe Calderón usurpara la Presidencia de México, y bueno, la reforma energética de Calderón no es más que un chequesote, para pagar lo que las dos trasnacionales hicieron por Calderas, muy bien amigos, Calderón como gerente de ambas empresas ha de estar trabajando bajo resultados, así que este es el reto más grande de Calderón, el beneficio de unos particulares, que si se logra, nos lo venderá como un total beneficio para México, sin duda, este presidente que tenemos, su tamaño como estadista y patriota es igualmente proporcional a su estatura física, bastante chiquita.

Y bueno, ya para concluir esta entrada a mi blog, invito a todos a que exijamos un plebiscito nacional en torno al tema petrolero, si tanto se dice de que Pemex es nuestro, por qué jodidos no opinar sobre el tema, hay que estar al tanto, que la cuestión democrática no es el fuerte de Calderón y sus compinches, ellos estarán dispuestos a pasar la reforma cueste lo que cueste (dinero, hay y mucho para comprar conciencias) pero que la patria mexicana no se preocupe porque bien dice nuestro himno nacional “Más si osare un extraño enemigo…. Profanar con su planta tu suelo…. Pienso ¡Oh patria querida! Que el cielo Un soldado en cada hijo te dio…”

Y tú ¿Cuánto (as) (neuronas) quieres perder?

No había visto cosa más humillante en la televisión mexicana que el último reality show de televisa, titulado “y tú ¿cuánto quieres perder?”, me tocó ver en un resumen con Loret de Mola, como una de las participantes había sido expulsada y a llanto tendido narraba su frustración. Su reto era salir del reality como Galilea y con el fracaso de haber sido expulsada, ella estaba segura de que su ex esposo, que la había dejado por gorda, iba estar muerto de risa.

Con todo respeto, no creo que ningún ser humano sensato tenga algún tipo de sentimiento con este tipo de programas que no sea la pena ajena, cada vez estamos confundiendo más al entretenimiento con la estupidez, no tengo la menor duda de que los seres humanos necesitamos válvulas de escape para aminorar el estrés que nos produce que las bondades de la economía globalizada no lleguen a nuestra vida, bondades que solo las palpan y las viven un pequeño porcentaje de la población, ya me convencí y reconvencí que el sistema está mal y es aberrante que algunos insistan en mantener este sistema económico cuando estamos entrando a una de las grandes crisis de la humanidad, la crisis alimentaria, se nos deja venir el apocalipsis financiero, donde muchos especuladores ganan jugando con los precios de los granos y alimentos básicos, vivimos un mundo demasiado complejo, donde convive gente muerta de hambre como en el África subsidiaria, con gente muerta de infartos al miocardio por esas bondades que nos ofrece Ronald Mc Donal y la industria refresquera. Por nuestros malo hábitos alimenticios, a los 40 años tenemos taponeadas las arterias de grasa, somos diabéticos, sufrimos hipertensión y un sin fin de males que terminan en largas agonías, (recomiendo leer, como suicidarse sin maestro, del maestro Riuz) y al mismo tiempo convivimos con la gente afectada con la psicología del mundo pop y de la farándula, seamos sinceros, cuántas mujeres no quieren estar como Galilea, así como la gordita expulsada, y hacen todo tipo de absurdas dietas hasta buscarse un serio problema de anorexia, este tipo de enfermedades mentales son las enfermedades fashion de nuestras sociedades modernas, en fin, hay gente que no tiene hábitos alimenticios simplemente porque no tiene ni para comer, hay otros que pensamos que nos alimentamos bien comiendo transgénicos y porquería y media y hay otras, que en su mayoría son mujeres, de niñas les impusieron a Barbie como prototipo a seguir y les metieron en la cabeza que un huesito forrado de piel se veía cachondo y dejaron de comer por gusto.

Inicié esta entrada a mi blog queriendo hacer una crítica a los medios de comunicación y terminé hablando de hábitos alimenticios, al final de cuentas una cosa (la tele) nos lleva a otra (a pésimos hábitos alimenticios) dirá usted que no hay correlación alguna, pero bueno, basta con ver la cantidad de estímulos publicitarios que recibimos al día de porquerías para tragar, hemos visto como parte de nuestra vida a la coca-cola, consumámosla por los próximos 40 años y veamos en que calidad están nuestros huesos y nuestra presión arterial, y así nos vamos con Marinela, Bimbo, Maruchan, Mc Donals, Burger King, Tía Rosa, Kelloggs y toda la chatarra que nos anuncian por tele.

Bueno bueno bueno, la televisión es sin duda la fábrica de idiotas por excelencia, pésimos contenidos han mantenido al pueblo hipnotizado, y eso combinado con un proyecto económico de los dueños de las televisoras, han hecho de sus espacios noticiosos, un cúmulo de mentiras, TV azteca, logró absorber en el aspecto técnico y del espectro el único proyecto de televisión independiente, aparte del 11 y del 22 que ha existido en el país, CNI canal 40, y Televisa logró absorber y descafeinar a los que hace 4 ó 5 años eran grandes periodistas independientes de ese mismo canal 40, Ciro Gómez Leyva, Denise Maerke y el caso más tangible, el de Victor Trujillo. No debe ser fácil resistirse a los niveles de audiencia de televisa y mucho menos a sus prerrogativas económicas. En el terreno político, después del 2 de julio, Televisa cerró filas con el gobierno panista, es de extrañarse que de todos los que por ejemplo, conforman el programa de debate tercer grado, que cuenta con la plana mayor de conductores y editorialistas de Televisa, no hayan visto una sola anomalía en esa elección, ya no digamos que hayan dicho que fue fraude, eso era demasiado pedir, juzgaron a consigna y pues todos mantienen sus puestos.

Muy distinto es el caso de Carmen Aristegui, recordarán que ella junto con otras conductoras de Televisa hicieron una campaña titulada “si le pegan a una nos pegan a todas”, donde salían en fotos simulando haber sido golpeadas, campaña para prevenir violencia hacia las mujeres, pues bueno, me hubiera encantado que con esa actitud publicitaria, Adela Micha, Denise Maerker y Lolita Ayala, participantes de la campaña, se hubieran sentido agredidas cuando por consigna de Televisa, quitaron de W Radio a Carmen Aristegui, siendo el programa con más raiting del DF y área metropolitana, la quitaron por el único hecho de que Aristegui no era afín al gobierno Calderonista.

La televisión es hoy lo que la religión era en la edad media, un gran controlador de conciencias, así como la iglesia en la edad media tenía una versión universal de las cosas, la televisión ahora tiene versiones dependiendo de los intereses que le convenga, antes por lo menos los dueños de la televisión (en este caso antes solo había uno, Azcárraga Milmo) se cuadraba con el poder en turno, ahora el poder en turno se cuadra con los dueños de la televisión (en este caso son dos, Azcárraga Jean y Salinas Pliego).

El proyecto neoliberal, encabezado por Felipe Calderón, tiene como pilar de su estructura a la televisión, tengo el sueño utópico que algún día la dejemos de verla y generemos una capacidad abstracta de pensamiento, o bien, ojalá que algún día los contenidos vayan directo a la construcción de una sociedad más pensante, la gran diferencia entre la iglesia de la edad media y la televisión del siglo XXI, es que antes la religión se nos imponía a huevo, ahora el espectro anda por lo aires y llega a nuestra casa, pero nosotros tenemos la libertad de prender o no la tele.

15 de junio de 2008

Re pensar el mundo…

Habemos quienes tenemos la fortuna (o la poca fortuna) de vivir en una burbuja con ciertos beneficios, digo la fortuna porque al final de cuentas a nadie le gusta pasar carencias, siempre estamos a la expectativa de tener algo mejor (maldito consumoooo), y siempre tenemos la mala costumbre de compararnos con los que materialmente están arriba de nosotros, eso nos genera una insatisfacción y nos hace ser más adictos al mundo del consumo, lo que no hemos analizado es que tú, que estás frente a una computadora leyendo las perradas que escribo y yo, que estuve frente a una computadora escribiendo las perradas que estás leyendo, ambos, tenemos acceso de alguna u otra forma a una computadora y bueno, por el hecho de tú leer mi blog y yo subir cosas a él, ambos tenemos de alguna u otra forma, acceso a una conexión de Internet, es decir, estamos dentro de un grupo minúsculo a nivel mundial de beneficiados, con acceso a los medios de comunicación y con “cierta” calidad de vida. Y pienso pues que somos poco afortunados de vivir dentro de los beneficiados, no porque formemos parte de una élite ( digo, si nos podemos llamar élite) egoísta que no quiere compartir esos beneficios con los despojados, sino porque entramos en la ceguera mundial de medir los beneficios en la escala de medición de la plusvalía como calidad de vida.

Nunca tenemos la costumbre de compararnos hacia abajo, y la verdad de las cosas es que hacia abajo está la mayoría de la gente, no estoy haciendo una comparación despectiva de que unos somos más que otros, estoy haciendo una mera comparación socio-económica no desde el punto de vista de la maldita plusvalía, sino de los elementos sustentables para adquirir una verdadera calidad de vida, es decir, a pesar de nuestra insatisfacción total por no tener lo que otros tienen y pensar que eso que no tengo me va a dar la felicidad, a pesar de ello, tenemos la comida garantizada del día y el sustento diario, acceso a servicios de salud, una vivienda y oportunidades de trabajo, no quiero entrar al punto de vista conformista, se que todos pensamos que nos merecemos lo mejor, pero a pesar de todo creo que en gran parte tenemos lo mejor, tampoco quiero entrar al terreno del optimismo desbordado, simplemente hay que pensar que existen personas que no tienen para comer, que en ciertos países del mundo, no hay acceso a los más elementales servicios de salud, que en muchos lugares del mundo a los infantes les toca trabajar para obtener el sustento familiar, que hay gente que realmente no tienen nada, no tienen acceso a una vivienda digna, no tienen un nivel educativo, ni acceso a la información que nosotros tenemos con simplemente prender una computadora, y pues la lógica del mundo va en el sentido de que habrá miles, en este caso la mayoría, de excluidos del desarrollo científico y económico, una masa de gente clase media que tendremos acceso a cierta calidad de vida y un minúsculo grupo de beneficiados que son dueños del mundo, la opulencia y el clasismo, son insultantes en el mundo de las nuevas crisis, la alimentaria, la del calentamiento global y la de las guerras por los energéticos.

En el mundo de los privilegios y el consumo, no se tiene respeto por los recursos que el planeta nos da, para mantener los niveles de consumo mundial, el sistema económico no va tener consideración por respetar el ecosistema y tampoco la vida humana, es decir, si un país digamos….. un ejemplo X, los Estados Unidos, imaginémonos que necesitara petróleo porque su economía depende del líquido negro y pues no lo tiene, y siendo económicamente tan poderoso sería capaz de invadir mmmmmm, ¿qué les gusta?,….. Irak, son ejemplos nada más, o bien ese mismo país poderoso, los Estados Unidos, imagínense que pudiera poner a la cabeza de un gobierno como el de mmmmmm… México, a un grupo de entreguistas que le de el petróleo para poder mantener sus niveles de producción, imagínese que eso pudiera pasar en el mundo, pues estaríamos hablando de que el mundo anda medio mal. El sistema económico es un tanto mortal, y en una generalidad no estamos dispuestos a pararlo, cuando los poderosos se inventan guerras por conseguir el petróleo, estamos hablando de una decadencia humana total de quienes ostentan el poder de las grandes naciones, gente sin escrúpulos, gente enferma, que ha puesto al dinero sobre todas las cosas, no es una cuestión sentimentaloide lo que estoy diciendo, cuando ya se le perdió el respeto a la cuestión ambiental y nos importa un comino contaminar los mares, los ríos y el aire, y peor aún, cuando ya no tenemos respecto por el factor humano, donde conseguir petróleo a base de vidas humanas, se considera establecer sistemas democráticos, estamos hablando de que este mundo se terminó, los exterminadores acabarán con los oprimidos pero ellos mismos, lo exterminadores se exterminarán a sí mismos, una ausencia total de valores hará que destruyamos el mundo para que lo volvamos a construir, esto sucederá si optamos por la justicia como el único medio de sobrevivencia humana, un nuevo orden social y económico debe hacerse presente, que garantice la calidad de vida no desde el absurdo punto de vista de la plusvalía, sino desde el punto de vista de cada habitante de la tierra tenga por lo menos lo elemental para vivir dignamente. Quienes le apuestan a una revolución mundial, no son precisamente los oprimidos, tal parece que son los que ostentan el poder en el mundo, que están viendo y no ven, tanta injusticia habrá de despertar la consciencia de muchos. Hay que repensar el mundo.

Tenemos sistemas políticos en cada nación intestados de corrupción, sustentados por la maquinaria de los medios de comunicación que al ser vistos como negocios, se venden al que ostenta el poder, vivimos en las sociedades del egoísmo, las sociedades del 80-20, en las sociedades del servilismo y endiosamiento de los poderosos, en los sistemas de justicia privatizados, en la sociedades del despojo, en las sociedades de la indiferencia, es momento de repensar el mundo, pero ese repensar el mundo se irá dando en la misma forma como toquemos un fondo, cuando nos hayamos autodestruido, espero que hayamos aprendido la lección y empecemos a construir un nuevo orden mundial.

Entre lo social y lo político, entre el éxito y el fracaso

Sin duda el movimiento nacional en defensa del petróleo, es la única referencia exitosa de la izquierda desde hace mucho tiempo, podría decir que desde el 2 de julio, porque el 2 de julio ganó la izquierda, pero ahí se impuso la misma minoría poderosa de siempre, mejor podríamos decir que este éxito no se veía desde las movilizaciones sociales en todo el país contra el desafuero de López Obrador, personaje que a de consumirse en el dilema del ¿Qué hacer? Seguir por la movilización social u optar por redireccionar el rumbo por la vía política.

Tal parece que AMLO ha optado por el movimiento social, donde siempre ha tenido éxitos rotundos, sin embargo, si no se logra desenmascarar a la hipócrita clase política que ostenta el poder, la vía política será inalcanzable para obtener espacios de poder desde la lógica que las cosas se cambian desde adentro.

Sin duda el movimiento social de la izquierda mexicana ha sido exitoso, se retumba fuerte la palabra “consulta” para exigir al gobierno que nos tome en cuenta para decidir sobre el futuro petrolero, la gente se empieza a organizar y el “no” a la reforma privatizadora de Felipe Calderón va a ser una constante, la reforma petrolera de Calderón es el pago de lo que fue el fraude electoral de hace 2 años, quien piense que Calderón ganó en el 2006 con la elección más pulcra de la historia, seguramente es porque le ha de haber metido dinero a su campaña, o forman parte de un mayúsculo grupo de la sociedad que ve la televisión a diario y ven a López Dóriga, Loret de Mola y Javier Alatorre como verdades absoluta, no existe ninguna otra lógica.

AMLO desde sus inicios como político, ha visto en el movimiento social una pauta para impulsar los cambios, ha hecho toda clase de recorridos, el éxodo por la democracia, una ruta a pie desde Tabasco hasta la ciudad de México, fue el inicio de un constante caminar, ahora recorrerá los más de 2.500 municipios del país, haciendo crecer más su estructura, que por mucho ha rebasado la misma estructura del PRD, por lo menos en lo políticamente moral.

En el terreno político, se puede hablar de los muchos errores que ha cometido AMLO, de los cuales pienso que muchos son meramente para golpearlo mediáticamente, pero el que sí es un gran error, fue haber quemado el cartucho llamado Alejandro Encinas, este personaje no merecía la suerte de haber sido salpicado por una fraudulenta elección perredista. Alejandro Encinas es un gran personaje de la izquierda, que ahorita bien podría ser el jefe de la ciudad de México y en él tener una carta real para el 2012, Ebrard no me desagrada pero seamos sinceros, no es una izquierda, y tampoco es un personaje convertido a las filas de la izquierda por convicciones propias sino por interés político, Encinas representa una parte intelectual del movimiento de izquierda, que quedó atascado en la esquizofrenia partidista, ahí se centra el fracaso de la izquierda política, en ya no tener ni siquiera un partido auténtico para representar a un nivel electoral, los intereses de los que diaría el sub comandante Marcos están abajo y a la izquierda, al final de cuentas, con todo el desprestigio de la clase política, la gente sigue creyendo en la vía electoral, y a pesar de que el movimiento social sea un frente para impulsar los cambios del país, la conjugación de ambos, lo social y lo político, sería el motor completo para dar las razones suficientes de la necesidad de un cambio en la política económica y la realización de un nuevo pacto social.

Al final de cuentas, como muchos han dicho, el PRD tiene para destruirse a sí mismo, y lo mismo pasará con el PAN y con el PRI, el movimiento social mientras se mantenga auténtico y alejado de todo brote de violencia será más importante que la estructura partidista de la izquierda, es por eso que lo que estamos por vivir, ese gran movimiento en defensa del petróleo, desligado de las cuestiones partidistas, se convertirá en la maduración política y la maduración de nuestra democracia, el exigir que se nos tome en cuenta para opinar sobre las decisiones de los asuntos relevantes del país, habla de que estamos cambiando a pesar de tener en el poder, a un gobierno manipulador de la voluntad popular, que piensa que sigue gobernando a un pueblo de tontos, México está cambiando y se va demostrar cuando todos marchando frenemos la aberrante iniciativa de reforma energética de Calderón.

Plan Mérida… booooomba….

La guerra contra el narcotráfico que según el gobierno de nuestro flamante Presidente Felipe Calderón, “se va ganando aunque no parezca” (ya ven que no todo es como parece), ha tenido como resultado una guerra civil que ha dejado más de tres mil muertos en lo que va del año. El narcotráfico existe y funciona como cualquier empresa, sólo que desde la ilegalidad, así como la coca y la pepsi se pelean por el mercado, los narcotraficantes se pelean por las plazas, claro está, a balazos.

Si bien la coca puede sacar una nueva campaña publicitaria, y la pepsi contestar, así mismo los narcos pueden dejar un descabezado con un letrero que diga “pa que aprendan a respetar”. El argumento que daba un senador panista a tantas muertes por esta guerra contra el narco, es que casi todos los que se han muerto son narcos y no civiles o policías, es decir, que ellos se están matando entre ellos y que pues lo que estamos viviendo son los efectos de la quimioterapia que se le está aplicando a el cáncer llamado narcotráfico, menos mal, mientras se maten entre ellos que tiene vivir así más de 30 ó 40 años, ya Calderón se justificó, perdón, nos advirtió que esto va para largo.

Ahora bien, el narcotráfico se genera desde que existen consumidores que estén dispuestos a meterse droga, siempre me he preguntado por qué la gente agarra un mal hábito como el cigarro o el alcohol, mucho podríamos argumentar de los desequilibrios emocionales, el clásico sufrimiento del amor, siempre va acompañado de la suicida música de José José y con algún estimulante etílico, el cigarro bien podría venir por inseguridades de las personas que en un proceso de aceptación agarran el cigarro desde los 13 ó 14 años, y la droga bien podría ser por el mismo proceso de tratar de pertenecer a un grupo social o por problemas sociales de otra índole como desintegración familia, etc…. Quiiiiiiubo ya hasta psicoanalista resulté.

Gran parte de nuestro sistema económico se sostiene en base al consumo, y el consumo ha generado un mundo que viva a ritmos impresionantes, el trabajo del papá y de la mamá debe alcanzar para dar sustento a la familia en lo que respecta a la educación, a la salud, al entretenimiento, a la vivienda, y la plusvalía, este último concepto es la cosa más absurda del consumo, buscar lo mejor a cualquier precio, y el precio se paga con un maldito estrés que termina muchas veces con infartos, con gastritis y con una insatisfacción total, y bueno, a qué carajos viene todo esto si lo único que pretendía era hacer pomada el famoso Plan Mérida, bueno, creo yo que el narcotráfico pierde la batalla en la familia, el eslogan del gobierno federal de que están haciendo todo esto para que “la droga no llegue a tus hijos”, debería de cambiar a “para que los hijos de México no lleguen a la droga”, lógicamente el sistema no va a cambiar y tenemos que seguir inmersos en la sociedad de consumo, aunque tengamos que tener como precio el consumo de la droga como parte del funcionamiento del sistema. Si hay padres más preocupado por la letra de la camioneta último modelo que por el bienestar de sus hijos, posiblemente ahí la droga gane una batalla.

El estúpido remedio que nos están proponiendo los Estados Unidos, no es más que la repetición de una vieja película que quieren proyectar en México, ahora si permítame hacer pomada su absurdo plan Mérida, este plan consiste en invertir más de 500 millones de dólares, en armamento, entrenamiento de las fuerzas policíacas, se habla de hasta compra de aviones para la lucha contra los narcos, el gobierno de Estados Unidos va armarnos para esa batalla, deberían primero preocuparse por el consumo interno de droga que ellos tienen, así inviertan el dinero que quieran, mientras haya consumidores va haber tráfico de narcóticos, bien dice la canción de frijolero de molotov, “aunque nos hagan la fama de que somos vendedores, de la droga que sembramos, ustedes son consumidores”, pero la cuestión no es solamente que el plan esté destinado al fracaso, la cuestión es que los Estados Unidos van armar a nuestra policía para acabar con los que les venden la droga, pero también van a seguir armando a todo el cuerpo del narcotráfico, porque las armas con las que los narcos se están matando entre ellos, son venidas de los Estados Unidos, me parece algo así como que eso de la guerra siempre le ha sido muy buen negocio para los gringos, por eso digo, aquí vamos a repetir la historia que siempre ellos han proyectado en otros lugares, Estados Unidos armó a los talibanes para luchar contra los ruso, cerca de 15 años después los Estados Unidos arma a la alianza del norte para luchar contra los talibanes a los cuales les había dado entrenamiento, y los cuales estrellaron dos aviones en las torres gemelas.

Con el Plan Mérida vamos a tener policías bien armados pero igual de corruptos, vamos a tener más municiones para seguir matándonos, vamos a tener el terror en las calles y vamos seguir teniendo el problema de la droga, porque esa, mientras haya quien se la fume va haber quien la venda, la cuestión del tráfico de droga, es algo que los pinches gringos no entienden, se va terminar cuando haya menos consumidores, y mientras su país consuma droga como México consume gansitos, va seguir existiendo el problema, y el gobierno mexicano no va entender que la cuestión del tráfico de drogas, no es una cuestión de policías y ladrones y menos cuando tienes corporaciones policíacas intestadas de corrupción. El tema de la disminución del narcotráfico y sobre todo el tema del consumo de drogas debe ser un apartado específico en un nuevo proyecto de sociedad, basado en otros valores, que no sean precisamente los del mundo capitalista, en el actual modelo de sociedad, la guerra contra la droga, hay que admitirlo, se perdió hace muchísimos años.