22 de julio de 2009

¿Dónde manda Calderón?


Durante años luchamos por desmantelar la omnipotencia del Presidente de la República, luchamos por tener un congreso que representara diferentes fuerzas, luchamos por acabar con la dictadura perfecta que representaba el priismo, nuestro concepto de democratizar al país se ha quedado en estos logros, sin dar un paso certero a que eso se vea reflejado en una sociedad más igualitaria, con oportunidades para todos, sin el lastre de la impunidad y la corrupción. México es una paradoja, donde los privilegios de unos cuantos siguen siendo el puñal clavado en un país que naufraga con la fantasía de vivir en plena democracia.


Los saldos del 5 de julio dejaron a Felipe Calderón totalmente desarmado, celebro por una parte, el hecho de ver que la voluntad popular se manifestó en un rechazo abierto a las políticas del calderonismo; sin embargo, pasamos la estafeta a un priismo sin mucho aires de cambio a lo largo de 9 años, años en que los aborrecimos; celebro el hecho de ver a un Presidente acotado en su poder, Presidente que arribó a la silla del águila con una elección fraudulenta, que impulsa la misma política económica neoliberal, que hoy ha mandado a 6 millones de mexicanos más a la pobreza extrema; sin embargo, cuestiono el hecho de que la sociedad mexicana le haya puesto un pase para gol al peñanietismo para ocupar la presidencia de la república para el 2012.


Felipe Calderón, en su afán de legitimarse, opina hasta de la muerte de Michael Jackson. Quiso emular el estilo priista de operar el poder, queriendo manejar al PAN a su antojo, su chivo expiatorio, Germán Martínez, salió por la puerta trasera de la dirigencia de Acción Nacional con uno de los peores saldos electorales para el blanquiazul en mucho tiempo; quiso imponer las armas en su supuesta lucha contra el narco, sin utilizar la inteligencia del estado, prefiere lo espectacular a lo efectivo, opera contra el narcopoder michoacano, más por cuestión política que por asunto legal; Calderón, al fiel estilo de Bush en Irak, sigue con la terca estrategia militar al costo económico, político y social que sea; no tiene idea de cómo frenar la actual crisis económica que ha mermado de manera significativa el empleo, tan prometido por él a lo largo de su campaña y para colmo, hasta Vicente Fox marca su distancia con él después de los resultados electorales del pasado 5 de julio, y peor aún, tiene un frente común encabezado por Santiago Creel, Manuel Espino, Javier Corral y 3 panistas más, para impedir que Cesar Nava tome las riendas del PAN con cara al 2012, previendo un desastre electoral como el de Martínez. Y bajo este panorama, vuelvo al título de esta entrada, aumentándole un sonoro “carajo” ¿Dónde carajos manda Calderón, si ya no tiene voz latente en el país y ya no tiene poder dentro de Acción Nacional?


Sería mucho preguntar, ¿Dónde gobierna Calderón? Simplemente dejo la interrogante, en el hecho de mandar, ya ni siguiera gobernar. Calderón pasará el próximo trienio contrastando la imagen eufórica de la madrugada del 6 de julio del 2006, cuando el conteo de actas de la elección presidencial le daban una ventaja de .25% sobre López Obrador, con la imagen de un país naufragando por el precio de su necedad, como dice el refrán… “En el pecado, está la penitencia”….

17 de julio de 2009

Ni es verde, ni es ecologista…


Recuerdo perfectamente en 1994, la campaña que lanzó el Partido Verde Ecologista de México para la candidatura de uno de sus fundadores, Jorge González Torres, dicha campaña, en excelente estrategia mercadológica dictaba la sentencia “no votes por un político, vota por un ecologista”, campaña exitosa para permitirle al partido mantener su registro y ser parte del absurdo sistema electoral que cobra, con nuestros impuestos, exorbitantes cantidades de dinero que no son fiscalizables.


El partido verde, tuvo un repunte importante en las pasadas elecciones, basados no en lo que podría representar su doctrina ecológica, simplemente por la adaptación de un discurso demagógico, barato y sin argumentos, que fue puesto a la vista de todos por buenos publicistas: “Si el gobierno no te puede dar educación, que te la pague”, “Pena de Muerte a asesinos y secuestradores”, nada sustancial, simplemente la estética de Mayte Perroni como imán para captar el voto joven, un voto que lamentablemente, se ejerce por la influencia de los medios de comunicación y no por un mínimo esfuerzo de análisis político.


Es lamentable que un partido político que tiene cómo “ideólogos” a dos actores de plástico de televisa, llevando el contenido de su doctrina a revistas de chismes del espectáculo y que pregona la noble causa de la ecología promoviendo incongruentemente la pena de muerte, haya tenido un repunte en las preferencias electorales. Sólo en México podríamos ver al que parece ser líder vitalicio del partido verde, Jorge Emilio González “el niño verde”, luciéndose con la gente bonita de este país en corridas de toros. El Partido Verde es el ejemplo claro y conciso de la degradación de nuestro sistema político, un partido que funciona como franquicia en beneficio de la familia González Torres, que hace alianzas simplemente para seguir siendo un lastre para este país. El movimiento ecologista del mundo, tiene un enemigo en México llamada partido verde, un partido corrupto, sin escrúpulos que hoy se posiciona como cuarta fuerza política a costa de la ignorancia de muchos mexicanos.


El partido verde representa una burla a nuestra inteligencia, hay que tener nula capacidad de análisis para ver en ellos algo trascendental para darles un voto, es lamentable que el voto joven en gran parte se fue por el partido verde, por el hecho de tener en su candidaturas a muchos personajes que arrastraban la lengua para hablar y visten Dolce Gabana, jóvenes que piensan que con sembrar arbolitos se es ecologista. El verde es inspirador nato para anular el voto, tan defendible y legítimo ante una clase política que nos ha llevado al hartazgo.


El movimiento ecologista en el mundo, es un movimiento de izquierda, que en Europa está a la vanguardia de las necesidades del planeta; en México el partido verde, está alejado de la noble causa que encabeza Greenpeace por ejemplo, y es parte de la partidocracia absurda que mantiene con carretadas de dinero a personajes siniestros con la bandera de “luchar por alguna causa”. Patrañas.


El partido verde de México, fue expulsado de la asociación internacional de partidos verdes, su causa no es la ecológica, su causa es la de mantener el mismo sistema de aberraciones que les permita tener los privilegios de una clase política que nos está cansando. El verde le echa mucha leña al fuego para engrandecer nuestro hartazgo. Por lo pronto tendrán tres años más de privilegios, para en el 2012 aliarse a la campaña de Peña Nieto y seguir siendo parte de nuestra patraña de país.

15 de julio de 2009

El “AMLO o muerte”, nos llevará a lo segundo.


Soy obradorista al 15 de julio de 2009, al momento en que escribo estas líneas sigo convencido de que México necesita un cambio completo y verdadero en el sistema político y económico, es necesario la renovación completa de nuestra clase política, el Proyecto Alternativo de Nación, el cual AMLO encabeza desde hace más de 5 años, para mí, hoy más que nunca es necesario.


Somos ya de los pocos países de América Latina que no le ha dado una oportunidad a la izquierda para gobernar, aquí la derecha representada por los grandes intereses empresariales y la monopolización de los medios de comunicación, han hecho de la política una gerencia que permite poner a personajes del PRI o del PAN, da igual, a defender los intereses de las minorías más rapaces. Por eso sigo siendo obradorista, porque al día de hoy, no hay quien se atreva a plantear un esquema diferente para la refundación de un nuevo país, a costa incluso, de su mismo capital político.


Hablar ya de Calderón quizá salga sobrando, tres años estuvo acorralado por el lopezobradorismo y ocupado en su guerra contra el narco, y los próximos tres, estará siendo un segundón ante la mayoría priista en la cámara, tendrá que poner todas su fichas, las que le quedan, en Josefina Vázquez Mota para negociar con el PRI las reformas que pudiera llegar a sacar, su margen de negociación es prácticamente nulo, pero ante el esquema PRIAN que funciona desde principios de los noventas, quizá le convenga ser dócil para que el tricolor lleve la agenda. Lamentable.


El priismo por lo pronto ve a Peña Nieto como el próximo presidente, y no sólo el priismo, gran sector del país está con ánimo resignado de ver al copetudo como el próximo, sin tener la visión de que Peña Nieto es el resurgimiento de las mafias políticas priistas que saquearon este país sin ningún decoro. Peña Nieto es un personaje de plástico, creado por la tele democracia, no por méritos propios sino por el empuje de la mafia empresarial y política de México, a todos los que ven a Peña Nieto impecable de pies a cabeza, saliendo en las revistas del corazón, yo les digo que es un personaje que trae un proyecto fuera de la realidad del contexto de lo que México necesita, muy al contrario, hundirá más el barco que trae consigo a 50 millones de pobres y una corrupción inmensa en todos los órganos del estado.


Ahora bien, bajo este panorama, la figura de AMLO me parece trascendental, siempre y cuando no se empeñe en ser el eterno candidato a la presidencia de la república por la izquierda, si el día de hoy 15 de julio, día en que reafirmo mi lopezobradorismo, la izquierda estuviera jugando el papel que está jugando el PRI como mayoría en el congreso, no dudaría en que AMLO tuviera que volver a ser el candidato; sin embargo, hoy el capital político de AMLO está resumido a 6 millones de votos, 9 millones de votos menos que hace tres años. Señores, AMLO tiene el diagnóstico exacto de lo que México necesita, pero también ha llevado su imagen al hartazgo de la gente, por lo que ustedes quieran, por falta de análisis, por ignorancia de las mayorías, porque la gente sólo ve a López Dóriga, por lo que sea, hoy AMLO no tiene el empuje para movilizar a 2 millones de personas como lo hizo el 31 de Julio de 2006 cuando salimos a protestar contra el fraude electoral.


En verdad, quisiera en el 2012, el día de la jornada electoral, ver la asunción de AMLO a la presidencia de México, pero lo dudo, en el 2006 ganamos y nos robamos, pero fueron los propios errores de AMLO y la cerrazón de sus seguidores, entre ellos yo, los responsable de tener hoy el barco de la izquierda en el naufragio, insisto, Ebrard debe de encabezar el proyecto impulsado por el capital político que tiene AMLO, el decir “AMLO o muerte” nos llevará seguramente a lo segundo. En verdad desearía algún día tragarme estas palabras.

14 de julio de 2009

Así tenía que ser….

El gobierno de Ignacio Loyola se me hizo un gobierno gris y sin identidad. El famoso cambio de partido que vivimos los queretanos en 1997 se resumió en ver casi lo mismo simplemente con otro juicio y otro análisis. El simple hecho de cambiar de partido nos dejó contentos a los queretanos, Loyola era un personaje que no pintaba en el panorama político queretano y llegó a la gubernatura por la operación anti fernandista que se operó en los pinos por medio de Zedillo y Emilio Chuayffet.

El gobierno de Loyola dejó episodios polémicos como el caso del “madreado”, tuvo actitudes tibias ante la contingencia por las fuertes lluvias de 2003, su agarrón con el sub-comandante Marcos en la caravana zapatista de 2001; en términos generales no fue un gobierno de fuertes escándalos como el actual gobierno encabezado por Garrido. El único mérito relevante que tuvo Loyola, fue que no quiso imponer a su candidato a la gubernatura para el año 2003, quizá muy en el fondo hasta hubiera querido que ganara Fernando Ortiz Arana. Quizá.

El pasado domingo, corrí la tercera edición de la carrera de 10 kilómetros de grupo Imagen, estando en el jardín Zenea, aproximadamente a las 7:45 de la mañana, vi caminando completamente solo al ex gobernador Ignacio Loyola, tan tranquilo y sereno como si no hubiera sido gobernador del estado, lo digo porque no trae ni guaruras, ni manifiesta una actitud diferente a los demás ciudadanos; desafortunadamente la clase política, en una generalidad, aunque no todos, muestra una diferencia arrogante hacia sus gobernados; trate de visualizar la misma imagen de Loyola en la figura de Garrido, dudo mucho que Garrido tenga la tranquilidad de un día caminar por el Jardín Zenea siendo como cualquier otro ciudadano.

Me acerqué a saludar a Loyola con la intención de sacarle un comentario acerca del pasado 5 de julio, lo salude y rompí el hielo preguntándole dónde estaban sus tenis para correr, me dijo que sólo venía a ver a su esposa y a su hijo que correrían; él siempre cordial, dirigiéndose a uno de sus ex gobernados, yo sabía quien era y el no supo ni mi nombre. Después del comentario atlético, le pregunté ¿y cómo vio el resultado del pasado domingo ( 5 de julio)? Su respuesta fue seca y sin titubeos: así tenía que ser, nadie me quiso creer lo que estaba pasando, ya vez que Paco nunca me quiso – yo simplemente agregué a su comentario – pues sí, le estamos pasando factura, de todo lo que hizo, como el hecho de haber tirado su CRIQ – exacto – agregó él – el CRIQ no tenía nada. Me despedí de él, sin que antes me preguntara que cuanto pensaba hacer en la carrera - 50 minutos - le respondí - muy bien, que tengas tu mejor tiempo - concluyo.

El “así tenía que ser” me dio la impresión de un Loyola ajeno al PAN, quizá víctima de ser excluido de los grupos que pelearon por el poder dentro del partido, todo es historia, Loyola simplemente tiene la tranquilidad de poder caminar un domingo por el Zenea como ex gobernador del estado. Dudo mucho que Garrido algún día lo pueda hacer, quizá deba empezar a practicar saliendo caminando de la casa de la corregidora sin su operativo de seguridad.

10 de julio de 2009

¿Cómo encuentra Pancho el municipio?


Antes que cualquier otra cosa, Pepe Calzada le debería pedir de favor a su hermana Teresa Calzada Rovirosa, directora de la unidad municipal de protección civil, que verifique en qué condiciones se encuentran las instalaciones de las oficinas de la Contaduría Mayor de Hacienda, al mismo tiempo, que verifique las oficinas de la Secretaría de Finanzas y toda dependencia que tenga que ver con las arcas del estado; no quiero ser mal pensado, pero no vaya a ser que de aquí a dos meses misteriosamente haya un corto circuito en la instalación eléctrica y se queme toda la documentación de las obras garridistas, y con ello desaparecer, al estilo Enro en los Estados Unidos, todas las pruebas habidas y por haber de la obscura administración.


Hablando de las finanzas del estado, Pancho Domínguez, el único personaje que salió bien librado dentro del panismo el pasado 5 de julio, llegará a un municipio enfermo en su situación financiera, se dice que Pancho quizá no tenga ni para los aguinaldos en diciembre, y pues ante los números rojos del municipio, endeudado encabronadamente, será necesario que Pancho se acerque al nuevo gobierno estatal para pedir un MUNICIPIOPROA, ya que municipio no tendrá dinero ni para terminar la obra de Ciudad de las Artes, obra tan presumida por el panismo y que se estaba haciendo con dinero del municipio.


De lo financiero paso a lo político, Pancho Domínguez corrió con la suerte de tener como contrincante a Jaime Escobedo, si el priista se hubiera puesto las pilas desde el inicio de la campaña como lo hizo al final, quizá el presidente municipal sería otro; pero entrado en el juego del poder, los colores importan poco, Domínguez Servién estará más cerca de la gloria si lleva buena relación con la nueva administración priista que si empieza a tratar de reivindicar al golpeado panismo, y pues no estará cometiendo ningún pecado mortal si se pone de a pechito para llevarla bien con Pepe, muy al contrario, quizá le brote por los poros de la piel el priismo que comulgó en la década de los noventas.


La combinación PRI-estado con PAN-municipio, más allá de lo histórico de la situación, abre una puerta para realmente hacer un Querétaro sin colores, mal haría Domínguez en tratar de defender a la administración de González Valle, más bien le convendría transparentar la administración saliente y con ello, crear una nueva generación de panistas alejados del catastrófico 5 de julio de 2009. Pancho Domínguez no tendrá un jefe supremo como González Valle lo tuvo con Garrido, al contrario, Pepe y Pancho, tendrán la oportunidad de tener una relación cordial y anteponer los intereses de la administración pública a sus personalidades. A Pancho le conviene, ya que se convierte desde ahora en el hombre fuerte para contender por la gubernatura en unos años, como lo dijo Luis Gabriel Osejo al instante de que Pancho confirmaba su victoria en la alcaldía, tendrá que empezar por cambiar los vicios que dejó la administración saliente, ya empezó bien, diciendo que el municipio no será el Manpower de los panistas que se quedaron sin trabajo.


No le caería mal contratar a Pedro Aspe Armella, neoliberal empedernido para que le dé un diagnóstico de la situación financiera del municipio, pero mejor estaría asesorarse con los excelentes profesionistas egresados de la UAQ, de entrada, le cobrarían la mitad por las mismas 6 láminas de power point que Aspe Armella le daría con su diagnóstico.

9 de julio de 2009

La miel luego se convierte en hiel


Quién iba a pensar que un país que tanto odio al priismo a finales del milenio pasado, hoy tenga un entusiasmo renovado por la última victoria del PRI en las elecciones federales. Entramos a la etapa del círculo vicioso, votar por unos para sacar a otros, todo resumido en votar por los menos malos.


La elección pasada muestra a dos grandes perdedores; por un lado, Felipe Calderón, que gobierna sin proyecto, que gobierna por el último empujoncito que le alcanzó a dar el panismo, un panismo que desde su llegada a los pinos, no hizo otra cosa más que seguir sometiéndose a los intereses empresariales, Calderón no pudo gobernar desde el inicio en que estuvo más preocupado en legitimar su dudosa asunción como presidente, que en poner en marcha un proyecto de nación. Tres años se la pasó echando disparos contra el narco, años en los que la economía se le vino abajo y con ello, se vino abajo el principal eje de lo que sería su gobierno, el empleo. La elección pasada es un rechazo total al calderonismo, un gobierno ausente de rumbo y de proyecto.


El otro gran perdedor y me duele decirlo, es la izquierda mexicana, no tenemos un futuro político claro, los 15 millones de votos que obtuvo López Obrador en la elección del 2006, se vieron reducidos a 4 millones que tuvo el PRD más 1.2 millones que tuvo el PT y más 800 mil que tuvo Convergencia. La izquierda partida en dos tuvo la mísera cantidad de 6 millones de votos, 9 millones de votos menos que tuvo la izquierda en el 2006, un duro golpe a lo que se había construido. Es necesario empezar a centrar la artillería en Marcelo Ebrard como candidato a Presidente de la República si es que queremos hacer algo contra la maquinaria mediática de Peña Nieto, pienso yo que López Obrador debe de una vez impulsar la candidatura de Ebrard, y miren que lo está diciendo un lopezobradorista, hay que admitirlo, empezando por los duros del movimiento, López Obrador no será presidente, pero aún tiene un capital que puede encauzar a favor de Ebrard. Si AMLO se empeña en querer ser el candidato del PT, estaremos viendo un priismo listo para regresar a los pinos, es necesario ajustar las cuentas, reconciliar el Frente Amplio Progresista con todo y chuchos y aprender del 2009, donde la división marcó el fracaso de la izquierda.


El priismo está de fiesta, sin embargo, no hay mucho que festejar, no es el cambio de partido en el poder lo que necesita México, eso está comprobado, la reconciliación con el priismo en el esquema político tradicional, tardará 9 ó 12 años en volver a convertirse en odio. Lo que necesita el país es sin duda una reforma del estado y una renovación total en la clase política, necesitamos acabar con los verdaderos males del país como lo es la falta de productividad, la pésima calidad de la educación comandada por Elba Esther Gordillo, necesitamos un verdadero estado de derecho y sobre todo, una renovación de la confianza de los jóvenes en México.


El 2012 está a la vuelta de la esquina, todo apunta para que Peña Nieto sea el presidente, el mexiquense está casado con Televisa y Azteca para poner su imagen hasta en comerciales de Elektra, no habrá ningún proyecto, simplemente la unción de Salinas de Gortari para que el cascaron se rompa y tengamos un tiranosaurio inofensivo, pero que al paso de los años, su naturaleza muestre las verdaderas garras con las que desempeñará su papel en el poder. Insisto, Ebrard para presidente.

6 de julio de 2009

¿Por qué perdió Acción Nacional?


En la democracia, los perdedores de los procesos electorales, abren los ojos ante una realidad dolorosa y latente: han perdido la confianza del electorado. La ceguera termina exactamente al momento de que no pueden hacer nada para revertir los resultados electorales. Voltean para atrás y hasta parece ser obvio lo que se venía venir. Sin embargo, el poder ciega de tal manera que no se tiene la capacidad de ver la realidad política tal como es. Cuando el poder se pierde por las urnas, éste suele ser cruel y regresa la visión de golpe para terminar de comprender lo que muchos veían, menos, los que pretenden continuar en el gobierno.

Acción Nacional perdió, en primera, por el papel desempeñado por Francisco Garrido Patrón al frente del gobierno, fue sensible su alejamiento de la sociedad, fue sensible su ausencia a lo largo de su gestión, la gente supo pasar factura de un gobierno que no estuvo a la altura de la calidad humana de los queretanos, Garrido se cansó de despreciarnos y el poder manifestó en él, una latente patología y eso, se reflejó en las urnas. Fue un gobierno de escándalos administrativos, sostenido por el inmenso derroche de dinero a los medios de comunicación como Diario de Querétaro y Noticias.

Acción Nacional perdió por la desviación que vivió su vida democrática al interior del partido, la postulación de Manuel González Valle fue una imposición orquestada desde palacio de gobierno; sin ningún liderazgo, el PAN puso al peor de los candidatos, que no sólo era malo, sino que traía consigo el estigma de haber aprovechado su puesto como presidente municipal para hacer negocios al amparo del poder. El caso CONCREMAS, ahora más que nunca debe de salir a la luz pública, la derrota electoral del PAN no puede convertirse en un ajuste de cuentas contra las corruptelas de los González Valle y compañía, muy al contrario, hoy debe haber más elementos para exigir transparencia y esclarecer la turbia administración panista, casos como el parque Bicentenario, las licitaciones de ciudad y las artes, la obra de paseo constituyentes se deben de transparentar urgentemente en beneficio de todos los queretanos.

Acción Nacional perdió por construir una falsa victoria a lo largo de la contienda, se creyeron eso de que Manuel ganaría 2 a 1 la elección y pensaron que estaban en un día de campo, los titulares del Diario de Querétaro donde anunciaban la supuesta ventaja, cegaron aún más al panismo queretano, aunado a eso, su actitud era de soberbia y de zozobra, el pueblo queretano paso factura y los llevó al ocaso electoral.

Acción Nacional perdió porque Calzada hizo una campaña que tuvo un impacto directo en una nueva generación de votantes, Calzada profesionalizó su campaña con buen marketing y supo vender la idea de un candidato con aires de frescura; muy al contrario de Manuel que no tuvo la personalidad de un estadista, no quiso debatir, una pésima campaña en medios de comunicación lo llevaron a la debacle.

Acción Nacional perdió porque los queretanos tenemos mucha mayor madurez política, perdió porque sabemos cambiar cuando las cosas andan mal, perdió porque supo percibir en la atmosfera electoral la urgencia de la alternancia, ahora solo falta que como sociedad sepamos exigir al nuevo gobierno que cumpla lo que promete.

Agradezco profundamente al equipo de ciudad y poder la oportunidad que me dieron de estar con ustedes en la cabina, a los Osejo toda mi admiración y respeto.